Tipos de suelos para la cocina

Como saben, en Davinia somos especialistas en muebles de cocina premium de fabricación propia. Abordamos todo tipo de reformas de cocinas así como proyectos de obra nueva, siempre con vocación de seriedad, honestidad y excelencia en el servicio a nuestros clientes. En este sentido, nos gusta en toda ocasión aconsejar a quien nos visita para dar total satisfacción a sus necesidades y conseguir que el resultado de la obra sea lo más fiel posible a su idea inicial y a sus deseos.

 

En este sentido, una de las preguntas que surgen a nuestros clientes a la hora de afrontar una obra es qué suelo van a instalar en su nueva cocina. Lo cierto es que esta estancia requiere de material capaz de resistir un gran uso: tránsito de pisadas, humedad, vapor, humos, manchas e incluso quemaduras. Sin embargo, que esta superficie sea ‘sufrida’ e higiénica no significa que no pueda tener un bonito diseño o que aporte calidez. Hoy en día existe una gran variedad de materiales para satisfacer todos los gustos.

Precisamente, en este post vamos a comparar los distintos suelos de cocina que podemos encontrar en el mercado, para que su elección sea mucho más sencilla.

 

Piedra natural

Pizarra, granito, caliza, travertino, mármol… No hay nada tan elegante como una piedra natural, que conferirá a nuestra cocina un aspecto único e irrepetible. Si vamos a diseñar una cocina de lujo, pensaremos siempre en la piedra natural como una de las alternativas para vestir los suelos.

La pizarra es resistente, impermeable y un gran aislante del frío. Las calizas, como el cuarzo, son porosas y resisten la erosión. El mármol tiene una gran durabilidad y resistencia… Todos estos suelos son duros y de fácil mantenimiento y, evidentemente, su precio es más elevado que el del resto de materiales, lo que supone su principal hándicap.

 

Suelos de cerámica y porcelánicos

Son, sin duda, los más populares actualmente, por muchos motivos: las baldosas y azulejos son higiénicos, se limpian fácilmente, apenas se rayan y son impermeables. A estas ventajas hay que sumar que existe una enorme variedad de modelos, texturas y diseños, lo que hace que sea muy sencillo encontrar el apropiado para cualquier cocina, sea del tipo que sea, moderna o clásica.

Como contrapartida, son suelos fríos y que suelen acumular suciedad en las juntas. Salvo estos dos argumentos en contra, lo cierto es que su funcionalidad justifica que sea una de las opciones preferidas por los consumidores.

Suelos de madera

Hemos comentado en numerosas ocasiones en este blog que la madera es el material más cálido y noble que existe. Sin embargo, es quizá el más delicado de cuantos podemos elegir, por lo que no parece la opción más acertada para una cocina, sobre todo si en casa convivimos con niños o si no somos personas del todo cuidadosas. Y es que los suelos de madera no resisten bien las manchas y se rayan con facilidad.

Además, necesitan de ciertos cuidados recurrentes para que ofrezcan su mejor versión. Si, por el contrario, sabemos que vamos a poder tratar con mimo este suelo, entonces es una opción de una belleza inigualable que otorgará un aire elegantísimo a la estancia.

Estas son las tipologías más demandadas, si bien existen otras muchas como el cemento pulido, los suelos vinílicos, el ladrillo, el corcho o incluso otras más exóticas como el bambú.

Si tiene dudas sobre qué material necesita para el suelo de su cocina, no dude en consultarnos. Nuestros expertos le asesorarán con todo detalle, ¡estamos a su plena disposición!

Davinia Decoración

Paseo de la Castellana, 98
Teléfono: 91 056 93 72
28046 Madrid
Email: info@davinia.es

Publicar comentario

d
Sed ut perspiclatis unde olnis iste errorbe ccusantium lorem ipsum dolor