Hoy le presentamos una cocina instalada en un loft de una planta ático en el centro de Madrid. Coro Garrido, interiorista de ARKin, en colaboración con diseñadores de Davinia, ha hecho posible esta hermosísima y muy bien ejecutada cocina. Coro lideró el diseño de los espacios de la exposición de cocinas de Davinia en el Paseo de la Castellana de Madrid.

ARKin es su estudio de arquitectura, que junto a su socio Jose Antonio, realiza proyectos de edificación, rehabilitación e interiorismo en locales comerciales, oficinas y viviendas, y  que cuenta con amplia experiencia en proyectos de arquitectura y diseño de interiores. Como Davinia, creen en el trato personalizado y adaptado a cada cliente.

En este caso, el reto para todos consistía en conseguir una cocina funcional en un loft que cuenta con un techo de una altura de 5 metros. En este tipo de viviendas, la tendencia suele ser ocultar este espacio, pero en este caso se decidió darle un papel protagonista y convertirlo en un elemento diferenciador.

Pese a las características especiales de este proyecto, a dos alturas, ARKin no quiso sacrificar funcionalidad y se han utilizado materiales de alta resistencia para el uso diario de la cocina. El personal de Davinia propuso utilizar un laminado estratificado alta calidad, con relieve e imitación a madera a juego con el suelo.

Cocina en loft centro de Madrid

En contraste, la encimera elegida fue de color negro Sudáfrica. Para separar los espacios altos y bajos se ha utilizado vidrio, dotándole de mayor luminosidad y sensación de amplitud. El lavavajillas está perfectamente integrado bajo el horno, para no romper la línea de las encimeras.

Para romper la continuidad, Coro sugirió unos espacios huecos, forrados interiormente, y bien iluminados. El acceso a los muebles altos es mediante una escalera especial. Los muebles superiores, en viviendas con poca superficie, son apreciados por su capacidad de almacenamiento. Integrarlos estéticamente es todo un reto, muy bien superado por la arquitecto e interiorista Coro Garrido.

 

La iluminación constituyó un punto importante en esta renovación, eligiendo finalmente una iluminación indirecta en distintos puntos del espacio. En la zona de cocinado se integró en el techo, utilizándose luz más intensa encima de la placa y el fregadero. En el espacio superior se ha usado luz suave ambiental, también integrada en el techo, además de dos puntos de iluminación más intensos en forma de apliques.

Por último cabe destacar la escalera, unión entre los dos espacios, construida en la misma madera utilizada en los muebles y en el suelo y con una protección de vidrio acorde con el resto de separación de espacios, que logra darle el toque final a una cocina con un diseño moderno, integrado, funcional, y con las mejores calidades.

Huelga decir, que se consiguió un inquilino el mismo día que se puso en alquiler.